sábado, 24 de noviembre de 2012

Gestión de outsourcing de un proceso. La era de colaboración integrada

Definitivamente, el éxito de las organizaciones hoy en día es especializarse en su modelo de negocio y en aquellos procesos críticos que soportan directamente el incremento del valor o la minimización de los riesgos, independientemente ellos sean medulares o de apoyo, de realización de productos o de gestión de recursos. Los demás procesos son importantes pero para ser de excelencia deben ser analizados para gestionarlo bajo un modelo de outsourcing.

Por ejemplo, un club social, un hospital, un centro de espectáculos o cualquier organización de servicios donde concurren muchas personas, es necesario  e importante, incluso para algunos analistas puede ser visto como medular,  el Proceso de Servicios de Alimentos y bebidas (AyB). Este proceso requiere de alta especialización en su gestión para lograr los atributos esperados por los usuarios, consumidores, clientes no del servicio de A y B, sino de la organización primaria. En consecuencia,  es altamente recomendable su gestión bajo un modelo de outsourcing, pero bien gestionado para lograr realmente eficiencia: calidad de servicios al menor costo, lo que denomino  una gestión colaborativa entre ambas organizaciones.
En el árbol de conceptos de gerencia de procesos (BPM) existe una rama especializada en gestión de procesos en outsourcing, son muchos los autores de artículos en web, los bloqueros y tuiteros que escriben sobre ello, resumo algunas  de mis conclusiones combinado lo que he leído.
Entre los factores clave de éxito están:
1)      Definir el propósito, los productos, servicios, los insumos y recursos que la empresa aportará y los indicadores de gestión de desempeño y calidad que espera la empresa que contrata de la empresa outsourcing.
2)      Identificar los impactos y riesgos.
3)      Definir el alcance y límites del proceso, definir el grado de autonomía que se le concederá a la empresa.
4)      Una vez que se conoce lo que se quiere y la situación actual, se inicia el proceso de búsqueda, selección y negociación de la empresa que gestionará la ejecución del proceso.
5)      El proceso de implantación debe ser totalmente en acompañamiento, siempre hay una gestión de cambio, siempre una transición. En esta fase ayude la dirección con los indicadores y objetivos que se definieron en el primer paso.
Es probable que el proceso que se da en outsourcing es porque la empresa tiene poco control sobre ello, eso es posible; no obstante, cuidado, NUNCA dé en outsourcing un proceso el cual los directivos o gerentes de la empresa no comprenden o no conocen, porque el riesgo al fracaso es muy alto. ¿Cómo saber si resulta la gestión externa, si no sabemos lo que queremos?... Lo ideal es dar en outsourcing los procesos que se conocen y se controlan y que no están directamente relacionados con el modelo estratégico del negocio, pero la realidad es que los primeros procesos candidatos son aquellos que la gerencia considera que no controlan,en ese sentido, reitero, eso es válido pero amigos primero deben comprender las fortalezas y las debilidades, los riesgos y los impactos para trabajar colaborativamente integrado y minimizar los riesgos de fracasar.
Mis mejores saludos, Cyberdoc                                 
Marielvi Piñero 
@mapinxxi

 

 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario